EL MURAL DE UN POETA MUERTO

No me mates aun…

El descaro de tus ojos desentona cada rabia
que acompaña un gran gesto, tu mueca reluciente.
No me mates aun.

Tus brutales caricias raspan,
como arena entre piel y piel.
No dije que pares, solo no me mates aun.

El espacio entre tu respiración y una palabra,
ese instante de incertidumbre, de no saber;
mi momento favorito.
No me mates aun.

El movimiento insensato por acomodar tu pelo
que cae violento y molesto, jamás me desampara.
Encantador y constante.
No me mates aun.

Tu silueta descalza avanzando en puntas
como si el suelo ardiera.
Tus manos aferrándose al aire que desborda.
Volarías de ser posible.
No me mates aun.

Suspiras en mi odio las llamas que arden por dentro,
deshidratado tu aliento busca refugio en el alivio; a un costado.
Maravillosas migajas me vas dejando.
No me mates aun.

Que bien llevas por dentro la vergüenza
del aliento satisfecho e incontenible,
extasías los extremos de mis escasas virtudes.
Con simpleza lo cambias todo.
No me mates aun.

Te alcanzo lo que puedo, lo que me sale.
Aunque lo mejor lo guardo para mí, para no sentirme vacío.
Sin tu elegancia sos reina.
Mi pasado es tu pueblo y mi presente tu esclavo.
Brillante como siempre.
No me mates aun.

Somos inciertos dijiste y sigo sin entenderlo.
El día es mi prisión te había confesado.
El sol volvió salir, el maldito me ve gozar y aparece.
Como siempre… vos te vas.

Ahora si matame.

Anuncios

4 comentarios sobre “No me mates aun…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s